Rambla de Laroya

Laroya está recluida en la ladera de un corredor profundo y estrecho, ocupando la ensimismada y solana en su valle, sin más horizonte que su pequeña huerta y la umbría del otro margen de la ribera. En Laroya se vive plenamente la montaña y la naturaleza. Hay que decir que por Laroya no se pasa, simplemente se llega. Lo abrupto del terreno y la necesidad de cultivar para comer obligó a construir minúsculos bancales escalonados con pedrizas, se accede a ellos mediante veredas en zigzag de las que algunas conservan todavía su empedrado. 

Su río también llamado Laroya, marca la impronta de la localidad, define el paisaje, le da encanto, abastece la huerta, sirve de eje en las comunicaciones y ha movido los molinos de su ribera. Al río se va a pie, por el camino viejo de Almería, desde se puede obtener la mejor vista del pueblo.

En Laroya se pueden destacar los caminos que han comunicado el pueblo con otros pueblos vecinos durante siglos, aquellos caminos por donde transitaban los muleros, arrieros y pastores trashumantes, así como viajeros que atravesaban la sierra para dirigirse a la capital. Algunos tramos de estos caminos están en buen estado y conservan el empedrado de su piso.

 

Mirador Virgen de la Cabeza – Serón

En la escena de este mirador, destaca el pueblo de Serón, a la izquierda; toda su vega, que ocupa los depósitos fluviales del valle del Almanzora, y un conjunto de elementos patrimoniales, entre los que sobresale el cargadero de mineral de Los Canos, hacia el que se dirigía uno de los cables aéreos que bajaba desde el coto de Bacares-Las Menas (el cable de Cabarga), algunos de cuyos apoyos se observan bajo el mirador. La conexión entre el coto minero y el valle, por donde discurría la línea férrea que se dirigía al embarcadero de El Hornillo (Águilas, Murcia), se resolvía mediante un conjunto de cables aéreos.

Mirador Vega del Almanzora – Cantoria

DIRECCIÓN: Carretera AL – 110 a Albánchez

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre.

Desde él podemos interpretar la relación que ha tenido con el territorio a lo largo de su historia. Podemos contemplar en primer plano el cauce del río Almanzora que deja al lado derecho el actual núcleo urbano de y al lado izquierdo dos lomas, de Lugar Viejo, donde se asentaba la antigua población musulmana.

 

Mirador de Suflí

En primer término, el curso del Almanzora dibuja curiosos meandros, que tienen su máxima expresión en el entorno del núcleo de Armuña de Almanzora. La formación de estos meandros es consecuencia de una menor pendiente que en la cabecera y de la ausencia en este tramo de grandes ramblas afluentes al cauce principal, desviadas precisamente por la elevación donde se sitúa este mirador. Desde esta perspectiva, pueden observarse diferentes niveles de glacis (planos suavemente inclinados entre las laderas y el fondo de valle), característicos de las laderas meridionales de las sierras almerienses. Aquí se observan los de las sierras de Lúcar y Estancias. En el contacto de la ladera y el glacis, los núcleos de Lúcar, Somontín y Urrácal. La cumbre de sierra de Lúcar está ocupada por el cerro de la Mata Lobera, conjunto calizo que está declarado Monumento Natural. Es destacable la relación de intervisibilidad entre este mirador y el Balcón del Almanzora, en Somontín. En las texturas de ladera, puede apreciarse la convivencia entre los usos agrícolas y forestales. 

Mirador de las Canteras – Macael

El recorrrido por el sendero-mirador ofrece una visión panorámica del núcleo central de las canteras de Macael. En este yacimiento se encuentran las principales reservas de mármol de todo el Estado Español, seguidas a bastante distancia por las de Huelva. El mármol es una roca metamórfica, resultado de un proceso de recristalización, en el que están presenten restos fósiles conchíferos. Como resultado de este proceso, se generan calcita y dolomita, desde las originales calizas y dolomías. Este metamorfismo, en el que están presentes factores mecánicos, térmicos y geoquímicos, se genera en ambientes subterráneos. Su disposición laminar y su accesibilidad minera son el resultados de fuerzas tectónicas y de la dinámica de los mantos de corrimiento de las cordilleras béticas. Todo este complejo proceso concluye con el ofrecimiento del mármol, material noble, apreciado y de constante presencia en la arquitectura monumental y destacada desde la antigüedad. Puede observarse la dificultad de la explotación, y la sofisticación técnica y de maquinaria necesarias para la extracción.

Mirador de La Era - Chercos Viejo

DIRECCIÓN: Chercos Viejo

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre

Es un lugar prominente de una belleza especial desde la cual se dominan todos y cada uno de los montes y valles del municipio. Es un lugar privilegiado desde donde se ha construido un mirador para deleite de los visitantes y turistas.

Mirador de la Cerrada – Urrácal

 

 

DIRECCIÓN: Camino a la Sierra, s/n, Calle Cañabate

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre

Los miradores son esos balcones, como el Mirador de la Cerrada, en los que hoy nos asomamos para darnos cuenta de lo grande y hermoso que es el poder de la naturaleza, al deleitarnos con imágenes tan bellas e impactantes, como las que podemos divisar desde cualquier mirador del Valle del Almanzora; estos lugares altos que hoy conocemos como miradores no son más que el vestigio de otros tiempos.

 

 

Mirador de La Alberca - Armuña del Almanzora

 

DIRECCIÓN: C/ de las Eras, 19

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre

En esta perspectiva hacia el este, se aprecia la caprichosa forma en que el río Almanzora rodea el núcleo de Armuña, de forma que parece querer dirigirse de nuevo hacia su nacimiento. Entre Tíjola y Purchena se desarrollan numerosos meandros, que dibujan una caligrafía singular. El más llamativo de todos es este de Armuña, que se puede observar también en la foto aérea del recuadro. El caudal del río se remansa por la menor pendiente, perdiendo energía erosiva. Al contacto con el cerro que se extiende entre Armuña y Suflí, su curso se acomoda hasta que encuentra salida hacia el este, su dirección de desembocadura. La vega de Armuña está así rodeada por el cauce del Almanzora, y por el talud que la acción del río ha esculpido sobre los materiales sedimentarios del piedemonte de los Filabres.

 

Mirador de Bayarque (2)

La vega de Bayarque se extiende al sur y suroeste del núcleo, en los terrenos de depósito del río Bacares. El río desciende desde la cumbre de los Filabres, y antes de unirse al Almanzora, se encaja en un paquete de calizas y dolomías, propias del complejo alpujárride. Estos materiales se sitúan formando una orla entre el núcleo pizarroso de los Filabres y el cauce del Almanzora. En este encajamiento, aísla al cerro de Tíjola la Vieja, a cuyo pie se encuentra la cueva de la Paloma, en la margen derecha. En la margen izquierda, la erosión fluvial ha dejado al descubierto una espectacular pared con unos estratos dispuestos verticalmente, por la presión tectónica de este escalón bajo de los Filabres. Este paraje, de gran interés geomorfológico y arqueológico, se conoce como la “Cerrá”.

Mirador de Bayarque

La vega de Bayarque se extiende al sur y suroeste del núcleo, en los terrenos de depósito del río Bacares. El río desciende desde la cumbre de los Filabres, y antes de unirse al Almanzora, se encaja en un paquete de calizas y dolomías, propias del complejo alpujárride. Estos materiales se sitúan formando una orla entre el núcleo pizarroso de los Filabres y el cauce del Almanzora. En este encajamiento, aísla al cerro de Tíjola la Vieja, a cuyo pie se encuentra la cueva de la Paloma, en la margen derecha. En la margen izquierda, la erosión fluvial ha dejado al descubierto una espectacular pared con unos estratos dispuestos verticalmente, por la presión tectónica de este escalón bajo de los Filabres. Este paraje, de gran interés geomorfológico y arqueológico, se conoce como la “Cerrá”.

Mirador Cruz de la Santa – Lúcar

 

DIRECCIÓN: Calle Marín de Poveda s/n

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre 

 

Los miradores son esos balcones, como el de Mirador La Santa, en los que hoy nos asomamos para darnos cuenta de lo grande y hermoso que es el poder de la naturaleza, al deleitarnos con imágenes tan bellas e impactantes, como las que podemos divisar desde cualquier mirador del Valle del Almanzora; estos lugares altos que hoy conocemos como miradores no son más que el vestigio de otros tiempos.

 

Los Derribos de Partaloa

DIRECCIÓN: Partaloa

CALENDARIO / HORARIO DE USO: Acceso Libre  

Los conocidos como desplomes son una forma de derrumbo de ladera característica de la dinámica erosiva y sedimentaria en zonas áridas. En virtud de esa dinámica, entre las laderas de las sierras y las zonas bajas de los valles, se desarrolla un plano suavemente inclinado, que se conoce con el nombre de glacis. Estos glacis suelen estar compuestos por una base e materiales blandos y de colores claros (margas, arcillas, aglomerados), coronada por un estrato duro, oxidado y de tonos oscuros. Cuando la red hidrográfica incide en el plano del glacis y se encaja, la erosión hídrica arrastra fácilmente los materiales blandos, dejando los duros colgados hasta que quiebran y se precitan por el talud del cauce. Este proceso está presente en muchos lugares de la provincia, dando lugar a escenas similares 8 Rambla de Oria, en Albox, desierto de Tabernas, el Chorrillo en Pechina). Pero la formación de Partaloa es tan característica que en el entorno profesional de geomorfólogos y paisajistas se conoce genéricamente este resultado erosivo con el nombre de “partaloa”.

Mirador del Almanzora

Nuestras visitas suelen centrarse en los núcleos urbanos y en algún elemento exterior por lo que ignoramos el 95% del espacio. Por esta razón, proponemos que nos centremos en los miradores panorámicos, como el Mirador Valle de Almanzora, en los que hoy nos asomamos para darnos cuenta de lo grande y hermoso que es el poder de la naturaleza.

En todos los pueblos de nuestro Valle podemos encontrar muchos lugares escondidos entre las dos sierras, ofreciéndonos la posibilidad de observar la naturaleza y de navegar en sus maravillosos paisajes.

 

 

Almanzora en movimiento
Valle del almanzora
Almanzora Museo 2.0